Las cicatrices pueden marcar la vida

Algunas veces una cicatriz puede causar síntomas desagradables y afectar psicológicamente a la persona.

 

Cualquier cicatriz, sin importar su tamaño o localización, es percibida como un problema personal. Algunos aprenderán a aceptar la cicatriz, pero la mayoría no lo olvidan. Está ampliamente aceptado por psicólogos que el tratamiento para reducir la visibilidad de la cicatriz puede, de hecho, ayudar a impulsar la autoestima.

La mayoría de las personas no son conscientes de que hay tratamientos disponibles para mejorar la apariencia de las cicatrices, tanto las antiguas como las de reciente creación. La silicona es el tratamiento de primera línea recomendado por guías internacionales para cicatrices, con pruebas suficientes basadas en la evidencia[2].

Problemas con cicatrices

Las cicatrices pueden tardar muchos meses en aplanarse y desaparecer después la formación de la herida, pero las cicatrices problemáticas pueden:

  • Hacerse más grandes
  • Quedarse de un color más oscuro/rojo y elevadas
  • Causar incomodidad, picor o dolor
  • Restringir el movimiento de una articulación
  • Afectar psicológicamente

Print

Bookmark and Share